El IBI se congela por el aumento catastral y las tasas suben un 4,5%

El coste de los servicios funerarios crece hasta el 200 por ciento tras la ampliación del cementerio

 

I. MOURE.

El equipo de gobierno municipal del ayuntamiento de Calvià, del PP, presentó ayer las nuevas tasas e impuestos municipales para 2009. La principal novedad es la congelación del Impuesto sobre Bienes Inmuebles (IBI) y el significativo aumento de hasta el 200 por ciento en tasas que gravan servicios del cementerio. El resto de gravámenes se actualizan en base al Índice de Precios al Consumo (IPC), en torno al 4,5 por ciento.
El mantenimiento del tipo impositivo del IBI en el 0,659 es la consecuencia del profundo aumento de los valores catastrales, que han crecido un 127 por ciento, según explicó la primera teniente de alcalde, Teresa Martorell. La estimación catastral es importante, porque es el baremo que se utiliza para pagar la contribución.
La espectacular subida del catastro no afectará sobremanera a los contribuyentes, indicaron los responsables municipales, que recordaron que el pago de este incremento se difiere en 10 años. Martorell dijo que "dos tercios de los ´calvianers´ pagarán igual o menos que en 2003", cuando el tipo del IBI era del 0,786 por ciento. También recordó que las familias numerosas podrán disfrutar de bonificaciones de hasta el 90 por ciento.

Aumento del 4,5 por ciento

El equipo de gobierno sube un 4,5 por ciento la mayoría de tasas municipales, tomando como base el Índice de Precios al Consumo (IPC). Así sucede en el caso del coste de las escoletes para niños de hasta tres años. El precio mensual por plaza rondará a partir de ahora los 430 euros, cuando antes era de 409 euros. Hay que tener en cuenta que éste no es el precio definitivo, porque está sujeto a bonificaciones.
En la misma proporción, crece el Impuesto sobre Vehículos de Tracción Mecánica. Para hacerse una idea, el impuesto de circulación de una de las tipologías de coches más común (el que grava vehículos de entre 8 y 11,99 caballos fiscales) pasará a costar unos 60 euros al año, de acuerdo a los cálculos efectuados por este diario. En este capítulo, hay una novedad, según detalló el director general de Desarrollo Estratégico, Antonio Rami, quien reveló que los dueños de vehículos híbridos sólo pagarán la mitad del impuesto.

Bonificaciones a hoteles

Los hoteles se beneficiarán de otra de las bonificaciones que se pondrán en práctica a partir de ahora, a fin de contribuir a la lucha contra la estacionalidad. No pagarán la tasa de alcantarillado durante los meses de invierno aquellos alojamientos turísticos que abran un mínimo de 11 meses al año.
Rami reconoció el alcance limitado de la medida, pero aseguró que implantándola pretenden "enseñar el camino" a otras instituciones supramunicipales para que incentiven la actividad turística en temporada baja.
Por otro lado, uno de los conceptos que experimentan una modificación sustancial al alza es el referente a servicios relacionados con el cementerio. A partir del año que viene, el coste por unidad de enterramiento, es decir, lo que se abona al año por la utilización del nicho, ascenderá a 50 euros. Esto implica un repunte del 212 por ciento. También crece el coste de los servicios que se pagaban hasta ahora por enterramiento, fijados en 67,5 euros. Esta subida se produce después de que haya habido una ampliación y reforma del cementerio de Calvià vila.
En su balance general de la actualización impositiva, la primera teniente de alcalde señaló que el equipo de gobierno "ha intentado ser prudente". "No hemos querido hacer caja a costa de los ciudadanos", agregó, para advertir a continuación que el Ayuntamiento sufre los efectos de la crisis y la falta de financiación. Dijo que las dificultades actuales tendrán algunas repercusiones en la capacidad inversora del Consistorio.


 
ir a más noticias ................................................................... ir a portada